Anunciado el remake de «The Legend of Zelda: Link’s Awakening»

El pasado 13 de febrero se anunciaba la nueva entrega de Zelda como cierre del Nintendo Direct de este año. La próxima aventura de la aclamada saga de Nintendo despertará en Switch a lo largo de 2019, así que ya podemos prepararnos, porque, 26 años después de su lanzamiento original en Game Boy, vuelve The Legend of Zelda: Link’s Awakening.


La noticia fue dada por Yoshiaki Koizumi, que, además de diseñar los jefes de Link’s Awakening, fue uno de los escritores del juego y lo convirtió en uno de los más encantadores y geniales de la serie para los fans, así como el más onírico y lynchiano. Lanzado en 1993 y cinco años después en una versión de lujo para Game Boy Color, el que era uno de los bichos raros de Zelda (sin Zelda, sin Ganon, sin la Espada Maestra, ni tampoco Hyrule) también destacaba por ser especialmente abierto y por un diseño de mazmorras brillante.

Con un nuevo, adorable y nostálgico estilo gráfico tridimensional que recuerda profundamente a A Link Between Worlds (2013), pero pasado por el filtro de la plastimación, Link’s Awakening nos sitúa en la Isla Koholint, una costa misteriosa a la que llega Link tras naufragar a causa de una tormenta. Para volver a casa y como es tradición en la saga, el icónico héroe tendrá que ir superando mazmorras desafiantes y derrotando espeluznantes monstruos. Además de la habitual perspectiva cenital del juego, ocasionalmente, esta se complementa con secciones de desplazamiento lateral bidimensional.

Esta fue la cuarta entrega de la serie (tras el alabado A Link to the Past de 1991) y la primera en lanzarse en una consola portátil, así como uno de los pocos juegos de Zelda ambientados fuera de Hyrule. Otra de las curiosidades fue la incorporación de cameos de personajes de otros juegos que no pertenecen a la saga Zelda (como los Goombas o los Chain Chomps) y, como hemos visto en el tráiler, es otro de esos elementos únicos del juego que volverán a aparecer en la nueva versión de Switch, a pesar de que no tiene pinta de que vaya a ser un remake del todo fiel al original. Esos guiños, por cierto, también hicieron que el director del juego, Takashi Tezuka, recordara Link’s Awakening como una especie de parodia de Zelda. La intro también ha sido visualmente renovada, en este caso por una fantástica y colorida secuencia de animación al estilo tradicional.

Quedamos a la espera de más información, como nos ha prometido Koizumi. Esperaremos más datos, sobre todo del apartado jugable, ya que visualmente nos ha dejado más que satisfechos. Por ahora sabemos que toca regresar a la Isla Koholint y despertar al Pez Viento en esta reimaginación de un clásico que ya era de por sí bastante imaginativo.

 

Por Marcos Jiménez Lobera

Imagen destacada: Página web oficial de Nintendo Ibérica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *