ASMR, la relajación audiovisual

 

En YouTube podemos encontrar vídeos de todo tipo: reseñas de películas, tutoriales, gameplays, vlogs… hoy vamos a hablar sobre una tendencia que acapara miles de seguidores en Internet, nos referimos al ASMR (Autonomous Sensory Meridian Response o Respuesta Sensorial Meridiana Autónoma), un neologismo creado para explicar la sensación relajante que sienten ciertas personas al recibir estímulos sonoros, visuales o táctiles, y que ha conformado una comunidad de canales de YouTube en los que su contenido está basado estrictamente en este fenómeno.


En el año 2007 se comenzó a hablar de esta sensación en un foro de la página Steady Health, pero no fue hasta el año 2010 cuando una usuaria de Facebook creó un grupo en esta red social llamado Autonomous Sensory Meridian Response para comentar estas experiencias relajantes. A partir de ahí, se utilizó el acrónimo ASMR para referirse a estas prácticas que han sido incluso objeto de estudio por diferentes científicos. Algunos psicólogos han identificado el ASMR como una técnica de relajación que puede lograr un efecto beneficioso temporal, similar a la meditación. No obstante, no todo el mundo puede disfrutar del ASMR. Gracias a estudios neurológicos que se realizaron a voluntarios mientras escuchaban ASMR, se comprobó que se reducía la frecuencia cardíaca y disminuían las conexiones neuronales en las personas que sentían la sensación relajante, no en el caso de los voluntarios que no sentían nada al someterse a las escuchas. Así pues, se demostró que hay gente cuyo cerebro no es capaz de sentir placer con esta técnica, e incluso que la personalidad de cada individuo estaba ligada a la capacidad de sentir estas estimulaciones.

Micrófono para grabación binaural. Fuente: Turbosquid.

Entrando en la plataforma YouTube, vemos que existen multitud de canales en todo el mundo especializados en ASMR, que recogen sonidos mediante la grabación binaural. En este método de grabación se utilizan dos micrófonos imitando la percepción de los oídos de una persona para así crear el efecto de tridimensionalidad del sonido en el cerebro. Cabe destacar que estos vídeos están hechos para oírlos con auriculares, ya que, aunque podamos percibir la sensación estéreo con una escucha mediante altavoces, no es posible lograr que nuestro cerebro interprete la inmersión espacial del sonido que proporcionan los micrófonos binaurales. La existencia de tantos canales dedicados al ASMR ha dado como resultado una gran cantidad de vídeos diferentes, aunque podemos clasificar a todos ellos en 4 grupos principales:

ASMR auditivo: en este tipo de ASMR se utilizan sonidos para estimular el oído y conseguir relajar al oyente. Se emplean sonidos relajantes de todo tipo, desde susurros, sonidos que producen distintos objetos, sonidos con la boca o simplemente una persona hablando suavemente. Cada uno podrá sentirse más o menos relajado con según qué sonidos.

ASMR visual: en este tipo de ASMR se utilizan estímulos visuales como luces, movimientos de manos o combinaciones de colores para relajar al observador. Con este tipo de ASMR puede resultar más complicado relajarse que con el auditivo, y en la mayoría de los casos se combina con este último para conseguir unos resultados más efectivos.

ASMR táctil: este tipo de ASMR, como su nombre indica, se basa en todo lo relacionado con el tacto. Caricias, masajes o roces de objetos entre sí. Al igual que el visual, este tipo de ASMR es combinado con el auditivo para aumentar su efecto relajante.

ASMR situacional: cerramos con el tipo de ASMR más peculiar. El ASMR situacional busca recrear determinadas situaciones. Por ejemplo, una peluquería mientras un peluquero te corta el pelo, ver a alguien escribir suavemente o estar tumbado en una playa. Es el tipo de ASMR más complejo para conseguir relajarse, aunque es posible que alguna situación concreta logre calmarnos.

Para finalizar, os invito a ver los vídeos de este artículo, con auriculares obviamente, y que comprobéis vosotros mismos si sois capaces de sentir las sensaciones que produce el ASMR.

 

Por Jorge Traín Sáez

Imagen destacada: YouTube

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *